PREVENT SECURITY SYSTEMS. PELIGROS DE NO CONTAR CON UN BUEN SISTEMA DE VIDEOVIGILANCIA

PREVENT SECURITY SYSTEMS. PELIGROS DE NO CONTAR CON UN BUEN SISTEMA DE VIDEOVIGILANCIA

 

A veces lo barato sale caro, por eso es importante que cuando busquemos instalar un sistema de videovigilancia en nuestra comunidad, no sólo nos fijemos en el precio, sino también en la calidad y profesionalidad de la compañía.

No debemos buscar sólo un buen precio a la hora de instalar cámaras de seguridad si esto va en detrimento de la calidad de los equipos o la instalación, ya que un sistema de videovigilancia con una calidad deficiente puede ocasionar fallos, que tengan graves consecuencias:

¿Cuáles son los errores que pueden cometerse al realizar una instalación de videovigilancia?

Algunos de los errores más comunes que podemos cometer con nuestro sistema de videovigilancia son:

  1. Realizar las instalaciones de videovigilancia profesionales con material para uso doméstico: Las cámaras, monitores informáticos o grabadores para uso doméstico no están pensados para funcionar de forma ininterrumpida durante las 24 horas, por lo que provocarán fallos y su vida útil será mucho más corta.
  2. Realizar las instalaciones de seguridad con un cableado deficiente: Las instalaciones de videovigilancia deberán cumplir con el Reglamento de Baja o Media tensión, ya que, en caso contrario, podrán provocar fallos o incluso provocar incendios, además de acarrear importantes sanciones.
  3. No contratar los sistemas de seguridad con una empresa de seguridad homologada: En el sector de la seguridad privada existe un alarmante intrusismo, la Ley 5/2014 de seguridad privada establece en su artículo 59 como falta muy grave la contratación a sabiendas de empresas sin autorización para desempeñar labores de seguridad privada.
  4. Instalar los sistemas de videovigilancia con una empresa de seguridad que no cuente con todas las garantías: Es importante que la empresa de seguridad con la que contratemos nuestro sistema de videovigilancia cuente con un servicio de postventa y unos canales claros para contactar con ellos, de forma que no nos quedemos tirados si ocurre una avería.

¿Qué consecuencias pueden traer cometer estos errores?

La seguridad es un tema delicado, algunos errores en tu sistema de videovigilancia pueden traer consecuencias tan graves como:

  1. Que existan fallos en el sistema de videovigilancia: Esto puede ocasionar que, si ocurre un delito o incidente, cuando se vaya a realizar una extracción, las imágenes no tengan calidad suficiente o no estén grabadas.
  2. Que el tratamiento de las imágenes o su custodia no sea el apropiado: Las imágenes deberán de seguir un correcto tratamiento y custodia, ya que en caso contrario no podrán ser utilizadas como prueba en un proceso judicial, al haber podido ser adulteradas.
  3. Que no existan carteles que avisen de la existencia de las cámaras de videovigilancia, o que estos no cumplan con los requisitos de la A.E.P.D.: El artículo 12 del RGPD 2016/679 establece que se debe de informar de la presencia de videovigilancia colocándose carteles suficientemente visibles. Estos carteles deben contener información sobre la finalidad de las grabaciones, la identidad del responsable de tratamiento de las imágenes, y la posibilidad de ejercer los derechos A.R.C.O. Si no existen carteles o estos no cumplen con los requisitos se podrán imponer graves sanciones tanto a la empresa instaladora como al cliente.
  4. No contratar un servicio de mantenimiento para el sistema de videovigilancia: Ahorrarnos los costes del servicio de mantenimiento podrá incrementar los gastos del sistema de videovigilancia en caso de que se produzca una avería, es por eso por lo que se dice que lo barato acaba saliendo caro.

 

Más información:

 https://www.prevent.es/servicios-de-seguridad/camaras-de-seguridad/camaras-de-seguridad-en-comunidades-de-vecinos

 

Contacto:

Prevent es un acierto a la hora de instalar sistemas de seguridad. Llámanos al 91 376 82 62 o envía un email a info@prevent.es.